marzo 03, 2019

Real Madrid - Barcelona Decálogo de la serie de clásicos: Copa y Liga

El Barcelona, sólido y sin florituras penaliza la ausencia de gol del Madrid:

1.      El Barça gana como solía hacerlo el  Madrid, un portero que para todo ( Casillas antes de su dejadez) Ronaldos, Raúl, Hugo Sánchez, etc). A ver sí los fanáticos de la posesión y demás somníferos dejan ya de dar la “turra”.  En el caso del Barça además de portero y delantero tienen a ese Messi que lo desestabiliza todo.
Piqué y Ramos en el clásico
y una contundencia descomunal arriba (Los
2.      Haría bien el Barcelona en recuperar a Umtití, puede que Lenglet sea la parte mas débil en defensa, algunos errores graves de ubicación y que debería agradecer a Piqué corregir sus errores.
3.      Se organizó muy bien el Madrid en Copa en las vigilancias a Messi, no tanto en Liga donde el argentino sembró el pánico en la primera parte.
4.      La guardia pretoriana de Solari, esto es Lucas, Reguilón etc, devuelven confianza con mucho trabajo, lo de la calidad es otra cosa. Incomprensible la ausencia de Lucas en el segundo clásico, potencial titular ante el Ajax
5.      Alternar a los porteros en Copa, el viejo debate, una buena idea en general, aunque otras veces cuesta una eliminatoria, véase el primero gol de Suárez al palo de Keylor, por el contrario la actuación de Ter Stegen en estos dos partidos.
6.      En forma es el mejor del mundo, pero estuvo negligente en el 0-1 de Suárez en Copa, y mal colocado en el 0-1 de Rakitic. Cuando Ramos no está bien el Madrid se tambalea.
7.      Ejemplar elección de Valverde refrescando el medio campo con Arthur, criterio, trabajo y un jugador descansado. Todo lo contrario que Kroos por ejemplo.
8.      Casemiro no está para dos partidos tan seguidos, ayer hizo un pésimo partido, bastante diferente de su homónimo Busquets, que dominó la zona como suele.
9.      Lo dijo Mourinho; Rakitic es un jugador fantásticos, de esos que todos los entrenadores queremos tener, hace muchas cosas y todas bien, se equivoca poco y trabaja como el que mas.

Como entrenadores siempre defendimos que el “mister” sabe cosas que el aficionado desconoce, aunque cuesta trabajo entender porque Solari repite el medio campo 72 horas después.